11 feb. 2010

The Economist da la estocada a Zapatero


The Economist describe con precisión la realidad española, y apunta a que la única solución posible pasa por un pacto nacional, al igual que ya se hizo en la transición. Además  el diario económico más influyente del mundo, piensa  que España debería tomar el ejemplo de Alemania.

Haciendo referencia a las medidas de las que tanto alardea Zapatero, The Economist piensa que solo se trata de “tácticas para apaciguar a los sindicatos, a los barones regionales y al mercado de la deuda”. El diario hace especial hincapié, en que de no tomar medidas drásticas en pocos meses, el estancamiento se prolongará durante años, lo que podría desembocar en el desorden social que tanto teme.

Aunque de Economist afirma que España no está en la misma posición que Grecia, afirma que los inversores tienen “buenas” razones para preocuparse con España, ya que tiene la tasa de paro más grande de Europa, sigue en recesión, y no crecerá considerablemente hasta dentro de un año. Confirma que la deuda pública se convertirá rápidamente en insostenible.

Prosigue el diario, afirmando que Zapatero “no está a la altura”,  ya que en su opinión “fue un líder popular en los buenos tiempos, durante el largo boom que vivió España”, y se equivocó al no ver la crisis.

Otro punto muy importante y que tanto ha negado Zapatero, es cuando The Economist advierte que “Cuando Zapatero reconoció tardíamente que la economía estaba en problemas, se equivocó al pensar que era una recesión importada de la que podría salir de forma segura”.

Precisamente ese punto se ha venido negando por el ejecutivo y sus palmeros de los medios de “comunicación”, teniendo que venir ahora este diario a  confirmar lo que ya  decíamos.

La parte más fuerte de este artículo, es cuando acusa al ejecutivo de dilapidar el dinero aumentando los sueldos de los funcionarios, mientras rehúye una reforma que llevará el país a la “ruina”.  Termina este excelente artículo, riéndose de la conspiración que denunciaba la semana pasada el Gobierno.

Poco mas se puede añadir a este excelente artículo, que aunque viene a darnos la razón, esto conlleva  que los cuerdos nos pongamos en lo peor, ya que Zapatero está decidido a hundirnos a todos,  con tal de no reconocer su inutilidad.

Solo hay una cosa en la que no coincido con The Economist, zapatero no se equivocó al no ver la crisis, la vio perfectamente, aunque optó por mentir para ganar unas elecciones, pensando tal y como se afirma en el artículo, que esta pasaría de largo sin tomar medida alguna que delatase sus mentiras.

Recibe estos artículos


Blogalaxia:, , , , , , Technorati:, , , , , , agregaX:, , , , , ,

5 que opinaron, anímate:

nomegustalapolitica on 12 de febrero de 2010, 2:17 dijo...

Si no nos hubiesen castrado nuestra libertad natural a tener las ARMAS que queramos, y no sólo los cuchillos de cocina o las escopetas de caza, LOS POLÍTICOS NO HARÍAN BARBARIDADES TAN TRANQUILAMENTE.

Y menos aún el grupo de SOCIALISTAS que ha invadido el parlamento ahora.

España tan socialista, está vendida.

Natalia Pastor on 12 de febrero de 2010, 9:00 dijo...

The Economist no le ha dado esa tregua a Zapatero que si le ha dado el Financial Times y los mercados paar ver si emprende las reformas prometidas.Ha puesto el dedo en la llaga.

Javier Tellagorri on 12 de febrero de 2010, 9:14 dijo...

Es que, Julio, hay demasiado membrillo en este país y termina creyéndose lo que le digan el cura, el médico y el boticario del pueblo.

Sólo que ahora esos tres personajes lo encarnan los cuatro golfos encabezados por Pepeluí.

Cualquier cabal, tal como dices, sabiamos que mentía ( no que estaba equivocado)para seguir en el chollo.

Pero ya no quedan muchos cabales y siguen las recetas que les dan el cura, el boticario y el médico del pueblo, para cansar el cuerpo PENSANDO.

Javier on 12 de febrero de 2010, 11:11 dijo...

Por respeto a tu blog y a los que en él entran, me callo lo que pienso pero, sino me lo callase, diria que todos estos mendrugos del gobierno son unos hojop*tas.

Un abrazo.

Militos on 12 de febrero de 2010, 22:41 dijo...

Este artículo es para rasgarse las vestiduras, no sé adonde nos va a llevar este hombre, bueno sí lo sé y lo malo es que ahora, a mitad de la legislatura, quiere un pacto para compartir responsabilidades y cuando lleguen las elecciones se note menos que la culpa ha sido sólo suya.
Un beso, julio

Ver entradas antiguas

 

Guardacostas de Galicia

Premios y galardones

Caballero ZP Copyright © 2007 / Plantilla diseñada por Blogger Template y Modificada por Caballero ZP